Desalojo exprés de La Morada

Sábado 02 de Julio de 2016
Comparte y dispara Facebook Twitter
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid
CSOA La Osa Morada - Madrid

Durante la noche del 1 julio, coincidiendo con el primer aniversario de la Ley Mordaza, los colectivos de la Osa Morada volvieron a intentar ocupar un inmueble en la Calle Covarrubias nº 34. Este es el segundo intento en los últimos meses del colectivo de retomar un espacio en el barrio de Chamberí, después de que el CSOA La Morada fuera desalojado ilegalmente el pasado 20 de abril.

En torno a las 20:30, la Osa Morada lanzó un comunicado avisando de la ocupación del inmueble situado en la Calle Covarrubias nº 34. Según lee el escrito, el edificio pertenece a Lumberg Editores S.A. que a su vez es parte de la editorial Grupo Planeta. Aprovechan también la ocasión para denunciar el presunto fraude fiscal y financiero del grupo editorial, además de la manipulación mediática.

Poco después comenzaron a llegar efectivos de la Policía Nacional (UIP). Tras una hora en el inmueble y alrededor de 50 personas apoyando en la calle, el mando policial notificó que consideraría la acción como “allanamiento” y como tal actuaría “en cinco minutos” si las personas no salían voluntariamente. Algunas vecinas presentes se acercaron para asegurar que no habían visto actividad regular en el inmueble durante el último año. En el momento se decidió mantener una resistencia pasiva en el portal del edifició.

Así, a las 21:40, el dispositivo policial se vio reforzado hasta contar con casi una docena de lecheras que fueron aparcadas en los extremos de la calle para cortar el paso a vehículos y peatones. Minutos más tarde, una treintena de policías con material antidisturbios acordonaron la zona y aislaron al piquete que se encontraba en el portal del edificio. Pasadas las 22:00 la Policía comenzó a retirar a la gente del portal, identificando y reteniendo a algunas personas pero sin incidentes. Unos minutos antes, un agente le pidió la acreditación a un reportero de Dispara Mag y ante la ausencia de ella, le obligó a borrar una foto bajo amenaza de multa. Antes de medianoche concluyó el desalojo sin detenciones.

El Centro Social La Morada se situaba en la Calle Casarrubuelos nº5 hasta que fue desalojado el pasado mes de abril de manera ilegal y con 32 personas detenidas. A raíz del desalojo y posterior derribo del Centro, los colectivos de La Morada se reagruparon bajo el nuevo nombre de La Osa Morada. Así, el pasado 12 de junio intentaron ocupar un inmueble vacío en la Calle Donoso Cortés nº 46 del cual fueron desalojados rápidamente por orden de la Comunidad de Madrid según el colectivo.